AKIRA: Fusión Latina desde el Monte de la Cruz

El proyecto de Jonathan León adquirió forma desde un estudio casero en los cerros de Monte de la Cruz, en un marco ideal para componer música. Fueron en total quince canciones que eventualmente le dieron forma al proyecto de AKIRA.

El proceso de grabación contó con el apoyo de varios músicos, entre ellos Juan Navarrete en saxofón y Jimena Torres y Priscilla Hernández en coros. La pasión por la música de Jonathan tiene mucho que ver con la influencia de su profesor de música del colegio, Sergio Molina. Él fue invitado a participar en guitarras y pianos, y esto para el músico representa un punto alto de la grabación.



En producción, se apostó por la simpleza. El mayor reto fue lograr darle una personalidad propia a cada canción mientras se preservaba un flow bastante llevadero. La complejidad musical la tiene reserva para eventuales presentaciones en vivo. "Quiero que en concierto el proyecto sea totalmente opuesto a lo del disco, es decir complejo, lleno de muchos colores que son los espacios que están en los temas originales. Ese es el arte de la simpleza del disco como tal" nos comentó.

Si la música es una religión, esta nominación a los premios ACAM marca el bautizo de AKIRA. No se lo esperaba, y le da el empuje para seguir haciendo música y eventualmente subir a los escenarios. Vino de manera totalmente inesperada, y nos asegura que el proyecto da para mucho más, tanto en futuros discos como en presentaciones en vivo.

¡Escuchá la entrevista completa sobre este material!